16
Feb

Las finanzas están más cercanas a Rappel

Escrito el 16 Febrero 2010 por Pablo Garcia Estevez en General

Dejadme contaros una anécdota. Tengo un amigo que es ingeniero y que ha entrado en el mundo de las finanzas. El otro día me vino atribulado diciéndome que las finanzas era un mundo extraño, pues del mundo del que él venía (la ingeniería) todo casa y es perfecto. “Por ejemplo, Pablo, si yo analizo un puente y calculo que su resistencia estructural es de 600 toneladas, otro ingeniero que realice el mismo análisis llegará a las mismas conclusiones. Si ponemos camiones hasta las 590 toneladas, el puente aguantará, pero como pongamos 650 toneladas, colapsará. Sin embargo, en el mundo de las finanzas, si yo realizo el análisis de una empresa y digo que su valor es de 120, otro analista me dira: <<o no, o 200, 0 20>> y lo grande del tema es que ¡ambos podemos tener razón!”

Mi amigo no entendía que en las finanzas, intentamos analizar el futuro y éste es esquivo e incierto. Tenemos más que ver con los adivinadores que con los ingenieros. La diferencia de los adivinadores es que intentamos emplear la lógica y las matemáticas, en vez de cartas y líneas de la mano. Aunque viendo los resultados de algunas predicciones uno se pregunta si verdaderamente, hay analistas que siguen la metodología de los echadores de cartas.

Comentarios

gabi 25 Febrero 2010 - 19:15

Muy interesante el post. Pero permíteme hacer una corrección en el título pues el vidente o astrólogo al que te refieres se llama “Rappel” y no “Rapell”.
Este tipo de confusiones yo también suelo padecerlas debido a mi dislexia.

Un saludo cordial.

Roberto Veguillas 14 Marzo 2010 - 21:19

Hola Pablo, al hilo de este post, me gustaría hacer una reflexión adicional, a ver qué te parece.

Este aspecto prospectivo de la economía es, para mí, la clave de muchos problemas político-económicos. Me explico: como comentaste el otro día en clase, todo el mundo se atreve a opinar de economía, e incluso las personas generalmente más incompetentes y menos preparadas profesionalmente del mundo, los políticos (muchos no tienen ni experiencia profesional, y son estudiantes mediocres), dirigen y marcan las líneas que deben seguir una economía.

Y es por el hecho de que todo un profesional en economía, con miles de años de experiencia, podría fallar en su prospección económica, lo que le deslegitima, a vista de muchos políticos y amplios sectores de la sociedad, para marcar una política económica o creer en su análisis técnico a pie juntillas.

Al contrario, no me imagino (aunque podría ser visto lo visto…) al Sr. Hugo Chávez criticando el cálculo mecánico de un puente al señor Santiago Calatrava, por ejemplo.

¿Cómo conseguir credibilidad y respeto entonces? ¿Cómo hacer que algo tan importante como la economía y su análisis técnico tenga más consenso social?.

Quizá en el sistema educativo esté la clave, no estaría de más unas clases de Economía en la escuela primaria.

Un saludo,

Roberto Veguillas

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar